Bienvenido

Si eres amante de la lectura, tiene todas las llaves que te puede dar este humilde blog para continuar en tu viaje.

Pruebas

miércoles, 26 de marzo de 2014

Plenilunio



Esta novela trata en un primer intento de buscar el desenlace y solución de la muerte de una niña de nueve años, la cual fue violada y asesinada, por el victimario y pescador que por un breve tiempo le pasó por el frente a los investigadores del caso. Este asesinato  se convirtió en un acontecimiento donde la inmediatez contrastó con el desasosiego de los ciudadanos por el temor a que ocurriese el mismo caso con otro párvulo. 

El encargado de la pesquisa, tras unas series de investigaciones, descubre su pasado, que no tanto la descubre, sino que se la hace descubrir el Padre Orduña, llegando al traste de ser un miembro de la ETA y ver su final con la muerte. El traslado del inspector desde las zonas norteñas, especialmente  desde el país Vasco, para que investigara la muerte de Fátima, se produjo por las continuas amenazas que recibía él como su esposa.

Tras pasado un tiempo, nuevamente el victimario vuelve actuar, ahora sobre la niña Paula, bajo el mismo lineamiento de los acontecimientos anteriores: noche, luna llena y el lazo de algunos meses de sus últimas acciones,  la visita de un bar.  En esta nueva tentativa amenazante con una navaja en un ascensor, recrea la presión psicológica, la intimida, la cual la traslada a un lugar por recurrente. Pero, el intento fallido de violarla, desencadenó con la acción de asfixiarla utilizando las prendas de la niña, pero tras dejarla, tuvo la afortunada dicha de sobrevivir y contar lo sucedido, y ver la captura del asesino y darle solución del caso primario del móvil que narra la novela, la muerte de Fátima.

Yendo al fondo de este texto, podríamos decir, que una novela sin tiempo, pues no describe ningún tiempo en especial, es decir, alguna referencia a año en que suceden los acontecimientos, solo existe la presunción. Algunas referencias temporales, cuando el inspector llega a la ciudad, unos meses antes, a principio de verano, el crimen de Fátima sucede a finales de otoño o principio de invierno, faltando dos semanas para las vacaciones de navidad se produce la violación de Paula, y el narrador habla de siete meses desde la muerte de Fátima.

El ambiente nocturno en que se suceden los hechos, la hacen algo oscuro, al estilo de Las almas grises de Phillipe Claudel, aunque esta última es posterior. El asesinato de la niña, la relación de Susana con el inspector, el segundo intento de asesinato. Así otros puntos que en el hilo de lectura nos daremos cuenta.

Independientemente de lo tratado anteriormente, es una novela que extiende el hecho para llegar a una solución, o podríamos decir, hay demasiado redondeo para dar con una acción delictiva. Por esa razón, vemos capítulos dispersos describiendo a personajes de la misma, no así cuando sucede los acontecimientos que llevan al victimario a proceder con su próxima víctima, o diríamos con la primera víctima, creo que falto un mayor colorido de imaginación, llevar al lector a introducirse con el narrado de novela, así como otros acontecimientos.

En sus manos